martes, 18 de agosto de 2015

Reseña - El Amor es Polvo de Estrellas








File Size: 5250 KB 
Print Length: 185 pages
Publisher: YoPublico (November 20, 2014)
Publication Date: November 21, 2014
Sold by: Amazon Digital Services, Inc.
Language: Spanish




Escritor y poeta cusqueño nacido el 14 de marzo de 1987. Autor de la novela El Amor es Polvo de Estrellas, publicada en internet en diversas páginas web como Amazon, iTunes, entre otras. Además, es autor de diversos textos en prosa poética publicados en su blog personal: 







Del caos infernal de una explosión estelar, nace todo lo que nosotros conocemos y desconocemos;  urgen los elementos que le dan forma a la vida, a la armonía en su máximo esplendor. El amor, la perfección-imperfecta que pulula por el universo, no es más que uno de los tantos restos de aquellos antiguos dioses que murieron antes de que nazca el tiempo. Todo lo que plasmamos en la realidad, nuestras buenas y malas acciones, siempre apunta hacia alguien más,siempre es por otra persona. El amor es polvo de estrellas, y nosotros, todos y cada uno de nosotros, llevamos altas cantidades de ese polvo en las partículas de nuestros cuerpos.




He tardado bastante en dilucidar ésta novela y debo ser honesta con los lectores y el propio autor de que en principio me pareció que me abrumaría la historia. Más que nada por la forma en que ésta es narrada, utilizando un lenguaje atípico si se quiere, o al menos no el más común y prosaico con el que nos encontramos comúnmente y al que no me había percatado, estaba más que acostumbrada. Sin embargo, en la medida en que avanzaba la lectura, mis sentidos de alguna forma se iban agudizando y habituando a la forma de escribir del autor, porque sí, estoy segura que en la lectura empleamos más de un sentido para poder transportarnos  e imaginar todas las situaciones y personajes que las obras literarias nos presentan.

La misma se encuentra narrada empleando un lenguaje marcadamente lírico, claramente  notamos sin inequívocos que está escrita de la mano de un poeta, quien funge quizás como relator de una gran obra dramática como trágica, poblada como no de variados recursos lingüísticos.

En ocasiones sentí, y ojo no quisiera realizar comparación alguna, pero en cierta forma consideré que la pluma del autor está inspirada en Shakespeare, quizás en las obras de su tiempo, o al menos a lo largo de la novela así me hizo sentir por la forma en que se relatan los hechos y el fondo de la historia en sí.

¿Por qué comento esto? Pues por como leí por allí, estudiando un poco la obra de éste autor que todos reconocemos y que muy pocos conocen, pero que necesitaba tal vez ponerme en contexto para entender su obra La Henriada, que creo hoy día es una de las que más poderosamente ha llamado mi atención, si bien supongo que no es la más popular, pero en fin. De su obra se dice que reafirma que los seres humanos somos inevitablemente desdichados a causa de nuestros propios errores y culminan señalando que “es una representación con un final necesariamente infeliz”. Es allí donde entraría le ley del Karma? No lo sé bien, pero considero, en mi opinión que eso mismo necesita ejemplificar aquí André Vergara.

Se trata de una historia narrada en tercera persona, en tiempo presente y por un narrador omnisciente que en ocasiones nos invita a reflexionar, acerca de la vida, cargada de sentimientos y expresiones inequívocas de nuestra naturaleza humana.

En sus páginas hallaremos la historia de cinco amigos, uno de ellos al que le perdemos el rastro por momentos, debido a que los designios de ese destino lo confinan a cierto lugar que logra separarlo de sus nuevos amigos y que lo transmuta si se quiere en alguien o algo más. Ellos son Carlos, Pique, Pablo, Guille y Emiliano. Chicos comunes y corrientes, cuyas vidas se ven conectadas e irremediablemente transformadas por un hecho, un asesinato.

Como mejor lo expresa el autor:

El contexto en el que se desarrolla la novela es “x”, una ciudad “x”, sí, porque desde mi perspectiva, el lugar no necesariamente es relevante cuando se quiere relatar una historia sugerente: los humanos son humanos siempre, sin que importe el suelo que estén pisando. La novela contiene asimismo a una especie de realidad contemporánea, cuyos personajes, todos sin excepción, poseen un pedazo de la esencia de quien escribe estas líneas. Las circunstancias, por su parte, concentran amor, hilaridad, traición, violencia, irracionalidad, entre otros espíritus, que brotan de las acciones de un grupo de personas, en su mayoría jóvenes, perteneciente a una generación sin rótulo, aquella que encontró un espacio en los anónimos comienzos de un nuevo milenio.
Aunque no logré empatizar con ninguno de los personajes, quizás porque en el fondo tendemos a idealizarlos y estos están cargados como no de realismo, como si pudiéramos toparnos con ellos en la siguiente esquina, llenos de vicios, de sentimientos e imperfecciones muy humanas. La historia me atrapó y me resultó bastante interesante, además de muy bien narrada.

Quisiera tomarme aquí el atrevimiento de mostrar algunos de los párrafos que mejor describen algunos hechos o pensamientos más bien y que por supuesto me resultaron los más llamativos, en su mayoría, se encuentran al final de la obra, porque aclaro que hay que irla desmenuzando, ya que el autor nos la presenta a veces con flashes del pasado lejano o reciente. Quisiera tampoco revelar demasiado pero aquí los tienen:

“Una vez más el destino y sus caprichosos enredos: el mundo es su parque de diversiones y las personas una manga de juguetes abaratados. Carlos, en el interior de un espacioso taxi que halló en la avenida tras haberse despedido de su amigo y rival de la infancia, se aleja evocando la noche perfecta. Él siente que no sólo encontró el amor de la mujer que le otorga sentido al concepto de belleza ensamblado hace miles de años por los antiguos griegos, sino también se halló con el perdón de su pecado más grotesco, sí, en los mismos labios angelicales éste se topó con una redención insospechada: “aquellos que golpearon a Fernando me liberaron”, dijo Cecilia, y por la cabeza de Carlos no gira otra cosa que no sea, “me liberaron”, “me liberaron”, “la liberé”, “yo la liberé”, así, una y otra vez”.

“¡Qué lástima! ¡Qué absurda puede llegar a ser la realidad! En ella los malos siempre ganan, y los buenos se acostumbran a darle cara a la derrota.”

“Entonces, en esas microscópicas partes de universo colmadas por las sórdidas razones de la inconsciencia humana, en esos oscuros y silenciosos umbrales de viernes, sencillamente, Dios se hizo de la vista gorda, y el mal triunfó entre cuatro paredes que sollozaron de impotencia.”

“La naturaleza que presenta en el ápice una choza que tira a rojo, comprende que los grandes pecados, muchas veces, se pagan con sangre, y en el peor de los casos, con un padecimiento eterno…”

“El abogado concluye las ideas y se desbarata en un llanto inconsolable. De repente se manifiestan en el contexto las razones que nos enseñan que todo lo malo que uno hace en esta vida se paga, sí, tarde o temprano, y se paga con creces. En la mayoría de las circunstancias, los justos se hacen irreflexivamente de las cuentas de los pecadores y, cuando la bruma decide repartirse, la tranca es el único instrumento que persiste para discutir acerca de verdades o mentiras, sobre el clima o la triste política, acerca de la bolsa de valores que en las buenas engalana los sueños y que en las malas nos arrebata las amistades.”

“A veces existen personas que merecen compartir el cielo con las nubes egregias, y no las malandanzas terrenas con los repugnantes y miserables seres humanos. Cecilia era una de esas personas, porque encerraba entre sus partes demasiada pureza, y una belleza excesiva que no correspondía con los flagelos de este globo intoxicado.”

Con qué me quedo?

Toda la historia, aunque triste, es muy poética, reflexiva, llena de sentimientos y hechos humanos, desmitificados. Es una obra que recomiendo para aquellos que no le teman a explorar a todas esas situaciones y hechos antes descritos y que se encuentren en la búsqueda de una forma, quizás no innovadora, pero sí que se halla bastante en desuso, de narrar, pero con una calidad y belleza sorprendente.

Qué me disgustó?

No me disgustó del todo, simplemente creo que me perdí, sobre todo al principio, con el formato en el que está estructurada la novela. No sé si bien en capítulos, partes, fue algo confuso porque al mismo tiempo el autor nos lleva de un momento a otro, mediante fragmentos (flashes) la historia y tendió a resultarme eso, un tanto confusa, si bien no tiene nada que ver con el hilo de la historia que al fin y al cabo no sentí que se perdiera.

Y bueno, el final, aunque lo vas deduciendo. Claro, esto es muy en lo particular, siento que la historia te deja sin opciones, sin esperanza alguna y para mí se convirtió en eso, una especie de oda a la desesperanza (muy Shakespierano).


Adquiere ésta obra aquí:



Muy recomendable


5 comentarios:

  1. Guau, me encanta la reseña aunque no ha terminado de convencerme para leer el libro. No me llama la atención, sinceramente. Pero la manera de desarrollar tu crítica es estupenda Dana. Un beso enorme.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola!
      Gracias Marilo por pasarte, que bueno que te gustase la reseña, espero le des una oportunidad a la obra, si te atreves.
      Un beso...

      Eliminar
  2. Holii !!
    Me encanto desde la nota del autor, me gusta mucho los libros que tienen otro tipo de inicio porque de pronto nos acostumbramos a lo mismo y cuando nos llega lo nuevo nos sorprende pero no quiere decir que sea malo y vea que te gusto así que me encantaria tenerlo :D

    ResponderEliminar
  3. Pues no lo conocía, pero has conseguido que llame mi atención, así que si cae en mis manos, lo leeré.
    Besotes

    ResponderEliminar
  4. Muchas gracias Dana, ha sido todo un gusto leer la reseña. Invito a todos a leer la obra. No les prometo nada, excepto que se llevarán grandes sorpresas. Un saludo y, nuevamente, mil gracias.

    ResponderEliminar